Las mejores energías renovables para tu empresa

Las mejores energías renovables para tu empresa

Cómo gestionar el teletrabajo de tus empleados
¿Se debería llevar la mascota al trabajo?
Car-sharing, un fenómeno que pisa fuerte en España

A pesar de la crisis económica que se está atravesando y de las limitaciones de la normativa europea, el número de empresas que emplean energía renovable sigue creciendo. Actualmente, una gran cantidad de compañías nacionales e internacionales se encuentran en los primeros puestos de la lista en el uso de este tipo de energías.

Listado de energías renovables para que tu empresa sea autosuficiente

Elige el tipo de energía más productiva para tu empresa en función de los recursos naturales que quieras emplear.

Biomasa

Este tipo de recurso convierte materia orgánica en fuente de energía. Para ello se emplean recursos de biomasa tales como productos agrícolas, forestales o materia orgánica procedente de las aguas residuales. Una vez obtenidos los recursos, mediante cuatro procesos sencillos llamados: combustión, digestión anaerobia, gasificación y pirolisis, se producirá la transformación de los recursos de biomasa en calor y electricidad.

 

Eólica

La energía eólica, procedente de la energía cinética que posee una masa de aire, ha sido aprovechada desde siglos pasados. Antiguamente se usaba para el funcionamiento de los molinos, barcos de vela, moler granos o incluso para bombear el agua. Más adelante, su uso se limitaba únicamente a pequeñas instalaciones. A finales del siglo XX, gracias al desarrollo de las tecnologías y a un incremento en el interés de su uso, la energía eólica ha pasado a ser una opción dentro del mix eléctrico.

Energía geotérmica

Este tipo de energía, renovable y cuya producción es continua durante todo el día, se extrae de debajo de la superficie de la tierra en forma de calor. Su aprovechamiento permite generar tanto calor como electricidad.

La energía geotérmica de alta entalpía consiste en aprovechar los recursos geotérmicos localizados a determinadas condiciones de presión y a una temperatura que sea mayor a los 150ºC. Este tipo de energía se puede explotar si se dan de manera natural las condiciones geológicas y físicas necesarias para el proceso.

En el caso de la energía geotérmica de baja entalpía, es aprovechable siempre y cuando el subsuelo tenga la capacidad de acumular calor y mantener la temperatura de manera constante, entre los 10 y los 20 metros de profundidad durante todo el año. Los recursos obtenidos del calor no son suficientes para producir energía eléctrica, pero sí que pueden ser usados para generar agua caliente de uso sanitario o para la climatización, con la ayuda de una bomba de calor que únicamente está instalada en Europa.

Quizá te interese leer Consejos para ahorrar energía

Hidráulica

El aprovechamiento de la energía cinética procedente de una masa de agua nos permite obtener energía hidráulica. Para conseguir energía a través de este recurso, el agua mueve una turbina que provoca un movimiento de rotación que es transferido a través de un eje a un generador de electricidad.

Marina

Para obtener energía del agua hay que emplear un conjunto de tecnologías que aprovechen la energía procedente de los océanos, generada por las olas, mareas y corrientes.

A pesar de ser un tipo de energía que no produce grandes impactos sobre la naturaleza y la sociedad, requiere una gran inversión por los costes que producen las herramientas necesarias a utilizar a la hora de transportar la energía del mar a la tierra.

 

Mini eólica

Su principal objetivo es aprovechar los recursos eólicos utilizando aerogeneradores que posean una potencia inferior a los 100 kW. Gracias a ella se consigue suministrar electricidad a lugares que estén aislados o alejados de las redes eléctricas. El suministro se realiza de manera adaptada a las necesidades de la zona y de los recursos renovables.

Fotovoltaica

La energía se obtiene transformando directamente las radiaciones del sol en electricidad mediante el uso de paneles fotovoltaicos. Las radiaciones solares en estos paneles activan los electrones de un dispositivo semiconductor.

Este tipo de energía también ha sido usada años atrás, pero hasta que no se produjo un gran desarrollo en los paneles fotovoltaicos no fue tan altamente productiva como en la actualidad.

El beneficio principal de este tipo de energía viene dado por que tú mismo puedes decidir cómo aprovecharla. Puedes tener grandes plantas fotovoltaicas o puedes acceder a emplear paneles pequeños en los tejados.

Ya sabes todo lo que puedes hacer para ahorrar en el proceso de producción de la energía que usas en tu empresa. ¿Quieres ahorrar también en tu factura de teléfono?  En MÁSMÓVIL Empresas puedes contratar las mejores tarifas económicas, adaptadas totalmente a las necesidades de tu empresa. Si deseas más información, consulta en la web o llámanos gratuitamente al 1496.

Y tú, ¿has probado a usar las energías renovables y beneficiarte de todas sus ventajas?

COMENTARIOS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies