Elena Betés, la española que levantó Rastreator con resiliencia

Elena Betés, la española que levantó Rastreator con resiliencia

Filmin: el streaming español que regatea a Netflix, HBO y Amazon
Indianes. La startup que vende zapatos de fibra de plátano
Visión cuántica, lo último en liderazgo

Elena Betés fundó en 2008 y lideró hasta 2015 uno de los comparadores de precios de seguros, hipotecas, préstamos y telefonía de más presencia internacional: Rastreator.

Licenciada en Administración de Empresas por Cunef y con un MBA en la Iese Business School de la Universidad de Navarra, consiguió encabezar la compañía que conformaría el origen de una gran carrera profesional. Una trayectoria marcada por dos valores clave en cualquier futuro empresarial: la ambición y el esfuerzo. Estos fueron los dos pilares básicos que determinaron el éxito de su crecimiento y la consecución de su objetivo.

En MÁSMÓVIL Negocios te presentamos algunos de los casos de emprendimiento más destacados de los últimos años. A continuación, te contamos cómo Betés levantó Rastreator con gran resiliencia.

Elena Betés Rastreator

También te puede interesar: “Los emprendedores más influyentes de España.»

 

Emprendimiento, según Elena Betés

Betés asegura que solo una de cada diez empresas españolas o startups sobrevive a sus tres primeros años de vida”. Actualmente, garantizar un puesto laboral para el toda una vida es ciertamente utópico. El mundo está cambiando y debemos aprender a observarlo de cara a un futuro en el que la inteligencia artificial o la realidad virtual serán tangenciales.

Estar actualizado con las últimas novedades en tecnología conforma uno de los pilares sustanciales de toda persona que quiera emprender. En relación a eso, esta empresaria garantiza que es necesario ser un “soñador apasionado para lanzarse al mundo de los negocios, tener una motivación intrínseca que te dirija de forma directa a la acción.

 

Orígenes de Rastreator

Betés comienza su emprendimiento en Rastreator tras detectar una oportunidad de mercado única después de varios proyectos empresariales fallidos.

Uno de ellos le demostró la necesidad de conocer y manejar los últimos sistemas, programas y herramientas de tecnología; la ausencia de estos le había llevado a la imposibilidad de escalar su negocio fuera del país. Tras ello, aunó fondos para irse a Alemania a intentarlo de nuevo, pero quebró.

Sin embargo, fue allí donde le ofrecerían la oferta de trabajo en España que la que traería de vuelta. Admiral Group, la conocida aseguradora británica con más de 5 millones de clientes, y 10.000 empleados en todo el mundo, le proporcionó el capital y los medios a Betés para que regresara a la península y levantara lo que hoy en día es conocido como Rastreator.

Primero fue el nombre, resultado de un trabajo conjunto con El nombre de las cosas y su responsable Fernando Beltrán, y después llegó la exposición que pondría a prueba la efectividad del curioso icono escogido para representar a la compañía.

La primera aparición en televisión tuvo un impacto casi inmediato gracias a la icónica imagen del perro que eligieron en un focus group, donde preguntaron a algunas personas qué era lo primero en lo que pensaban al ver el nombre. De tres símbolos posibles, el del Basset-Hound terminó saliendo victorioso, fruto de un proceso de negociación entre los escasos miembros que por aquel entonces formaban parte de la semilla del proyecto empresarial.

 

Oportunidad de negocio

Rastreator surge en ella como una necesidad; la de buscar visibilidad y transparencia sobre la actividad de las aseguradoras, y la de ofrecer esta visión a los consumidores y las empresas interesadas.

El propósito de todo ello se centra en un público objetivo o target determinado en búsqueda de un servicio rápido y eficaz. Cosa, que aunque actualmente está estandarizada gracias a numerosos portales, en ese momento no existía en España. De hecho, Betés consideraba que el mercado se encontraba en una situación de opacidad,  y que estaba, en su mayoría, liderado y gestionado por hombres.

Todo ello propició que se posicionara para saltar con una mentalidad trasgresora; sin competencia las oportunidades eran evidentes, pero los riesgos también. No existían experiencias previas en España, y tanto los efectos negativos como positivos podían redimensionarse.

 

Recomendaciones para emprender

Betés asegura que la experiencia laboral es vital; no solo se necesita formación académica para cambiar una cadena de valor, sino también práctica para entender el funcionamiento y el dinamismo de una empresa real.

Otro factor que estima esencial es «saber unir los puntos» para obtener todas las claves. Es decir, para emprender se necesita además de una idea definida de negocio, personas que complementen tu trabajo y lo impulsen. En su caso, considera fundamental el papel de su padre como ayuda inicial.

 

Perseverancia y resiliencia

El fracaso es el paso previo para el triunfo. No existe un logro sin una derrota. Betés superó dos fracasos en el ámbito empresarial y esto le ayudó a levantar Rastreator con resiliencia. Es decir, la capacidad de adaptación ante situaciones desfavorables.

En definitiva, insistir en estrategias una vez que han fracasado no es viable, si lo que deseas es reemprender con nuevo objetivo empresarial. No sorprende, así, que todo emprendedor de éxito posea una notable capacidad de adaptación. En ese sentido, Betés supo coger las riendas de su negocio en momentos de dificultad con su visión optimista.

 

Flexibilidad y vanguardia

Parte del éxito de Rastreator radica en la capacidad que su fundadora tuvo para adaptarse a los medios iniciales del proyecto, y para no desfallecer a la hora de perseguir una creatividad máxima que ayudara a preservar el concepto del propio proyecto.

Este espíritu se ha mantenido intacto a lo largo de la última década, e incluso sale a relucir en un contexto tan complejo como el actual. Así lo demuestra la creación de Rastreador de Voluntarios, una plataforma que persigue poner en contacto a personas necesitadas con voluntarios.

Creemos que hay un montón de personas solidarias y, por ello, hemos trabajado a contrarreloj para facilitar que quien lo necesita pueda ponerse en contacto con ellos a través de este rastreador de voluntarios”, explica el actual CEO de la compañía, Fernando Summers.

Es decir, aunar los esfuerzos que miles de personas están realizando durante la pandemia, para canalizarla y que otros puedan resolver sus problemas. Esto pasa tanto por ofrecer compañeros virtuales, como por clases online, ayudas a la compra, o cuidados de mascotas.

En conclusión

Salir de la realidad conocida permite abrir la mente y entender cómo funcionan negocios similares en un ámbito más internacional. Toda experiencia es útil para emprender, y toda actitud proactiva es valiosa a la hora de vencer conservadurismos y desesperanzas.

En España, uno de cada tres negocios recién formados fracasa. Es un porcentaje elevado, que sin embargo permite obtener un dibujo empresarial cargado de éxitos. El de Betés es uno de ellos, pero en el futuro habrá otros tantos, con o sin coronavirus.

 

 

En MÁSMÓVIL Negocios el emprendimiento compone uno de los pilares del ámbito empresarial. Por ello te ofrecemos la mejor conexión y ofertas de fibra y móvil del mercado. Consulta más detalles en nuestra web o llámanos gratis al 1495 para conocerlas.

Y tú, ¿ya estás siguiendo el ejemplo de Rastreator?

COMENTARIOS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0